Descubre todas las utilidades de la mosquitera.

Cuando pensamos en una mosquitera siempre se nos viene a la mente una rejilla para mantener alejados a los mosquitos en nuestro hogar. Pero ¿y si te dijera que sirven para realizar muchas más funciones que para esa?

Es cierto que su nombre está designado para cumplir esa misma función, pero si miramos más allá, nos daremos cuenta de que cuidar nuestras ventanas de los peligros que puedan entrar desde el exterior puede ser mucho más beneficioso para nuestro hogar de lo que todos creemos. En este artículo vamos a hablar de sus funciones principales y de cómo podemos sacarle el mayor partido posible.

¡Comenzamos!

Aleja a los mosquitos ¡y mucho más!

Como hemos mencionado en la introducción, las mosquiteras pueden ser completamente multifunción; lejos de servir sólo para mantenernos alejados de los mosquitos como su propio nombre indica, son capaces de ofrecernos beneficios como los siguientes:

  1. Nos protegen contra las picaduras de insectos que puedan entrar.

Existen muchas maneras de lidiar contra los mosquitos en la casa: podemos usar enchufes con quemadores para mosquitos, quemar velas de citronela o instalar un aparato de ultrasonidos para los mosquitos.

Sin embargo, las mosquiteras actúan como una solución más efectiva y de una forma mucho menos agresiva para el hogar. Son una verdadera barrera física que impide que los insectos, como mosquitos, moscas, tábanos u otros insectos voladores entren en cualquier rincón de nuestra casa. Y, ¿por qué nos cuidamos de estos insectos? La respuesta es clara: las picaduras. Que un insecto como un mosquito nos pique no sólo nos dará una picazón terrible, sino que también puede acabar siendo algo peligroso, ya que muchos insectos portan enfermedades que pueden transmitirnos mediante su picadura como el dengue, la malaria, el virus del zika y otras enfermedades.

  1. Mejora de la calidad del sueño.

¡Por supuesto! Está clarísimo que dormiremos mejor sin un mosquito zumbándonos la oreja o intentando picarnos (¡y no sólo un mosquito, sino cualquier insecto tipo araña o peor!).

Además, siempre nos sentiremos más protegidos ante cualquier peligro del exterior durmiendo con una mosquitera tapando la ventana.

  1. Ambiente más fresco en verano.

En verano, con el calor nos entran muchas ganas de abrir las ventanas. El problema empieza cuando abrimos la ventana y empiezan a entrar mosquitos a mansalva ¡qué horror! Esta es la causa principal por la que mantenemos las ventanas cerradas durante el verano y abusamos del aire acondicionado para no asarnos de calor.

Lo que no nos imaginamos es que si hacemos esto nos enfrentaremos a una costosa factura de luz a final de mes, y, además, podremos coger hasta un resfriado en verano ¡Imagínate! Por ello, es más recomendable dejar la ventana abierta durante las noches de verano, ya que corre un aire más fresco que de día y la casa (y nosotros) lo necesitamos para dormir mejor. Siempre y cuando la protejamos con una mosquitera, disfrutaremos de un descanso reparador y fresquito sin tener que recurrir al aire acondicionado.

Así ahorraremos en nuestra factura de la luz, nos ahorraremos también un resfriado y, sobre todo, ayudaremos al ahorro energético que tanta falta le hace a nuestro planeta.

  1. Protección de mascotas y niños.

Si tienes hijos o mascotas tipo gato, la mosquitera puede ser tu gran aliado.

¿Qué ocurre si no tenemos mosquitera?

Por un lado, los gatos tienden a subirse a las ventanas para tomar el sol o curiosear, y esto puede acabar en desastre sin una mosquitera que proteja las ventanas; si vives en un piso alto, tu gato puede caerse, y si vive en uno bajo puede escaparse. El caso es que en ambos casos está en peligro ¡Así que mucho cuidado!

Por otro lado, tu bebé también puede intentar curiosear en las ventanas, corriendo así el riesgo de caerse por la ventana si no hay una mosquitera puesta. Y para colmo, tanto las mascotas como los niños pequeños corren el peligro de que les piquen los insectos si la casa no está protegida por mosquitera, y ya sabemos que tanto para las mascotas como para los bebés las picaduras pueden ser un gran problema (ya que a los animales les afecta con enfermedades graves, y los bebés tienen un sistema inmunológico débil aún y no pueden defenderse bien de ellas).

¿Qué diferentes tipos de mosquiteras existen?

Como argumentan los profesionales de Alutecnic Balear S.L, existen varios tipos de mosquiteras diseñadas para adaptarse a diferentes tipos de ventanas, puertas y necesidades. Entre ellas, encontramos:

  • Mosquiteras enrollables.

Son mosquiteras que se enrollan en un cilindro cuando no están en uso y se despliegan sobre la ventana o puerta cuando se necesitan. Pueden ser verticales u horizontales y se despliegan mediante un mecanismo de resorte o manual.

  • Mosquiteras fijas.

Estas son las mosquiteras que se instalan de manera permanente en el marco de la ventana o puerta. No son retráctiles ni enrollables, y proporcionan una protección continua y segura contra los insectos.

En el caso de que busquemos mantener protegidos a nuestras mascotas o bebés, es aconsejable elegir mosquiteras fijas metálicas; éstas proporcionan una mayor seguridad ya que quedan selladas o atornilladas y están fabricadas de un material mucho más resistente.

  • Mosquiteras correderas.

Se deslizan a lo largo del carril o riel de la ventana de forma horizontal o vertical, y se instalan generalmente en ventanas o puertas correderas.

¿Lo mejor? Podremos abrir y cerrar la ventana o puerta sin necesidad de quitar o apartar la mosquitera, como ocurre con las mosquiteras enrollables.

  • Mosquiteras magnéticas.

Los imanes juegan un papel importante en estas mosquiteras, como te imaginarás. Funcionan principalmente mediante imanes a través de los que se sujetan al marco de la ventana.

Se abren y se cierran automáticamente después de que una persona o mascota atraviese la tela, lo que las hace idóneas para zonas de mucho tránsito como la cocina. Sin embargo, no es recomendable para proteger a nuestras mascotas ni bebés, ya que no ofrece la misma resistencia que ofrecen otro tipo de mosquiteras, como hemos visto anteriormente.

  • Mosquiteras para camas.

Este tipo de mosquiteras son muy clásicas y pueden quedar muy bonitas en cualquier habitación. Se cuelgan del techo, y caen como un velo que protege a la persona que duerme cubriendo su cama.

Facebook
Twitter
Email

Artículos relacionados

Fotografía familiar.
La magia de la fotografía familiar.

En plena época de la fotografía digital, las familias continúan recurriendo a los fotógrafos profesionales para inmortalizar los momentos más especiales. Cuando queremos conservar un recuerdo emotivo no nos lo

Scroll al inicio