Blefaroplastia, rejuvenece tu mirada de forma natural

Blefaroplastia, rejuvenece tu mirada de forma natural

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

El paso de los años es inevitable, por mucha que la publicidad y las empresas de cosméticos insistan en la capacidad de sus productos para poder frenar el tiempo. Poca vergüenza y mucha ingenuidad, porque amigos y amigas, el tiempo vuela y pasa  para todos y todas, y difícilmente podemos hacer que retroceda su marcha. Ahora bien, en nuestra mano está, minimizar sus efectos en nuestro rostro, siempre y cuando, por supuesto, sintamos la necesidad de hacerlo.

¿Cómo podemos conseguir entonces mantenernos jóvenes si no es con la ayuda de los cosméticos?

La respuesta está en lo que comemos. La alimentación rica en antioxidantes, vitaminas y minerales es fundamental para mantener nuestro organismo sano y joven, tanto por dentro como por fuera. Si quieres mantenerte joven, sí o sí, debes llevar una dieta compuesta por frutas y verduras frescas, frutos secos, cereales, semillas… preferiblemente de temporada y de cercanía, beber unos 2 litros de agua (más o menos) y practicar algún deporte.

Pero esto tampoco detendrá el deterioro celular eternamente. Irremediablemente nos hacemos viej@s, si tenemos suerte, y eso, evidentemente se va notando en nuestra piel. La del rostro es, sin lugar a dudas, la que más sufre, aunque la zona del pecho o de los brazos, también tienden a perder, antes que otras partes, su elasticidad y firmeza original.

Lo normal sería aceptar este hecho como algo natural, pero no siempre ocurre así, ya que, los avances de la ciencia nos permiten llevar una vida más larga y nos sentimos jóvenes y llenos de vida, pero algunas veces, al mirarnos al espejo, nos damos cuenta de que nuestro rostro, y en especial nuestra mirada, no concuerda con la edad que sentimos dentro de nosotros. En este momento se nos plantea una cuestión, ¿habrá llegado el momento de hacerme algún retoque?

La blefaroplastia es la cirugía estética de los párpados cuya finalidad es rejuvenecer la mirada con un efecto natural, sin cambios drásticos en la imagen y sin cicatrices visibles. Es un procedimiento muy seguro y apenas invasivo que se puede realizar tanto en el párpado de arriba como en el de abajo, no requiere ingreso y es definitivo. Y en ese campo destaca la doctora en oftalmología Cecilia Rodríguez, especialista en blefaroplastia, siempre a la vanguardia y en la búsqueda de mejorar la atención a sus pacientes y autora de varios capítulos de libros, publicaciones y ponente en congresos nacionales e internacionales. También es miembro de la Sociedad Canaria de Oftalmología (SCO), entre otras asociaciones.

En qué consiste la blefaroplastia

Como hemos comentado, la blefaroplastia es una operación de cirugía estética realizada en los párpados con el objeto de rejuvenecer esa mirada que, con el paso de los años, se va envejeciendo, debido a que la piel que rodea los ojos pierde su elasticidad original, los músculos se debilitan y la grasa se desplaza desde la órbita hacia adelante. Esto es lo que provoca que nuestro rostro adquiera un aspecto cansado y sin vida, momo si fuésemos un entrañable perrillo pachón. Por otro lado, en algunas personas, este problema puede originar otros mayores, ya que obstruye el campo de visión y entorpece la visión. De esta forma la blefaroplastia acaba de una vez con esa apariencia avejentada, mejorando la salud ocular.

En toda caso, dependiendo de la piel del o de la paciente, se empleará un determinado tipo de cirugía, ya que en algunos casos, cuando la tonalidad es mejor, se puede realizar por vía interna, a través de la conjuntiva.

Este tipo de tratamiento no necesita más anestesia que la local, lo que lo convierte en una de las operaciones de cirugía estética más seguras que existen, es definitiva, apenas lleva tiempo, (unos 45 minutos el párpado de arriba y una hora, aproximadamente, el de abajo)  y el postoperatorio no reviste demasiada complicación, basta con no realizar demasiado esfuerzo físico durante los primeros días, aplicar frío, esperar una semana para que nos quiten los puntos y listo, ya tenemos mirada nueva. Los hematomas, son algo normal e inevitable en este tipo de procedimientos.

Recuerda, los cirujanos y cirujanas plásticos son los únicos que pueden realizar este tipo de cirugía, confía solamente en uno cualificado